sábado, 26 de mayo de 2012

440.- Amnistía Internacional




Amnistía Internacional

Lema: Es mejor encender una vela que maldecir la oscuridad.
Miembros: Más de 3 millones de activistas, miembros y simpatizantes en más de 150 países.

Amnistía Internacional, comúnmente conocida como Amnistía o AI (en el original inglés Amnesty International) es una organización no gubernamental (ONG) internacional que trabaja para que los derechos humanos reconocidos en la Declaración Universal de los Derechos Humanos aprobada en 1948 y en otros tratados internacionales como los Pactos Internacionales de Derechos Humanos, sean reconocidos y respetados. Amnistía cuenta con más de 3 millones de miembros y simpatizantes en todo el mundo. El objetivo de la organización es «realizar labores de investigación y emprender acciones para impedir y poner fin a los abusos graves contra los derechos civiles, políticos, sociales, culturales y económicos» y pedir justicia para aquellos cuyos derechos han sido violados.



Amnistía Internacional fue fundada en Londres en 1961, tras la publicación del artículo «The Forgotten Prisoners» en The Observer el 28 de mayo de 1961, escrito por el abogado Peter Benenson. Amnistía trabaja para llamar la atención de la sociedad sobre los abusos contra los derechos humanos, y hace campaña por el cumplimiento de las leyes internacionales. Intenta movilizar a la opinión pública para presionar a los gobiernos que dejan que dichos abusos sucedan. La labor de AI fue reconocida con el Premio Nobel de la Paz en 1977 por su «campaña contra la tortura» y con el Premio de Derechos Humanos de las Naciones Unidas en 1978.
En el campo de las organizaciones internacionales de derechos humanos, Amnistía es la que tiene el mayor reconocimiento, y «según muchos es la que crea los estándares para el campo en general».

Premio Nobel de la Paz de 1977

En en año 1977 Amnistía Internacional recibió el Premio Nobel de la Paz.

Objetivos y métodos



Salil Shetty, Secretario General de AI. Ocupa el cargo desde junio de 2010

Los principales objetivos de AI son:
La liberación de todo prisionero de conciencia (se define un prisionero de conciencia como aquella persona encarcelada por el ejercicio de su derecho a expresar sus creencias políticas o religiosas en forma pacífica);
Exigencia de juicios justos para los presos políticos;
La abolición de la tortura y de todo castigo denigrante a los prisioneros;
Denunciar las desapariciones y asesinatos políticos;
Abolición de la pena de muerte;
Condena de abusos tales como la toma de rehenes, la tortura y muerte de prisioneros, así como las matanzas intencionadas y arbitrarias, sin importar quién sea el autor ni con qué fin;
Asistencia a los exiliados cuyos derechos humanos fundamentales corran riesgo en sus países de origen;
Cooperar con otras ONG, con las Naciones Unidas y con las organizaciones intergubernamentales de carácter regional;
Organizar programas de educación en derechos humanos y defensor de los derechos humanos para crear conciencia en el tema.
AI efectúa su acción por medio de:
Misiones de investigación para recabar información de denuncias de violación de los derechos humanos, así como observadores;
Una Red de Acciones Urgentes, en los casos de pena de muerte, por medio del envío de cartas al respectivo gobierno. Este sistema también funciona para la liberación de los prisioneros de conciencia.
Campañas internacionales para promover los derechos humanos
y también su mejoramiento en cocina

Financiación

AI-Venezuela realiza demostración por el Control de Armas en Caracas, durante el Foro Social Mundial.

AI internacional se financia por medio de donaciones de sus miembros asociados pero no solicita ni recibe subvenciones de gobiernos nacionales. De esta forma busca mantener un rol de imparcialidad el cual, en ocasiones, no es percibido por determinados sectores ideológicos que acusan a la organización de ser más activa para según qué países dependiendo de la ideología.
Edición de música
Entre otras actividades para su financiación, en 2012, Amnistía Internacional publicó un album recopilatorio de versiones de Bob Dylan, incluyendo a Miley Cyrus, Adele, Kesha, entre otros.

Organización


Secciones de Amnistía Internacional en 2005.

Amnistía Internacional es una organización mundial de voluntarios compuesta de Secciones, Estructuras, redes internacionales, Grupos afiliados y miembros internacionales.
La máxima autoridad para la dirección de los asuntos de la organización recae en el Consejo Internacional.
También tiene un Comité Ejecutivo Internacional (CEI), cuya función primordial es proporcionar liderazgo y orientación estratégica a la organización en todo el mundo.
La gestión diaria está a cargo del Secretariado Internacional (SI), encabezado por un secretario o una secretaria general, bajo la dirección del Comité Ejecutivo Internacional. El SI tiene su sede en Londres, Gran Bretaña.

Campaña Exige Dignidad



Voluntarios de Amnistía Internacional en Ávila (España), solicitando el cierre del centro de detención de Guantánamo.

En 2009 Amnistía Internacional lanza la campaña global "Exige Dignidad", cuyo objetivo principal es poner fin a los abusos contra los derechos humanos que mantienen a las personas en la pobreza. En palabras de Irene Khan: “Hace casi 50 años, Amnistía Internacional nació para pedir la liberación de los presos de conciencia. Hoy “exigimos dignidad” también para los presos de la pobreza, para que puedan cambiar sus vidas. Tengo la certeza que, con la ayuda y el apoyo de nuestros millones de miembros, simpatizantes y entidades asociadas de todo el mundo, lo conseguiremos.”

Críticas


Logo de Amnistía Internacional

Críticias desde la Asociación de amistad con Cuba

Una de las críticas a Aministía Internacional sobre su Informe Anual es que incluye violaciones de los derechos humanos cometidas en países donde la organización no tiene presencia alguna, sección ni afiliados, a partir de informaciones periodísticas obtenidas en otros países, a menudo enfrentados políticamente. En particular el gobierno de Cuba rechaza los informes de Aministia Internacional aduciendo falta de rigor y fiabilidad acerca de las acusaciones de violación de los derechos humanos, señalando que tal información es falaz y sesgada.

Críticas desde la Iglesia Católica

En 2007, la Iglesia Católica manifestó que retiraba su apoyo económico a Amnistía Internacional por entender que esta Organización adoptaba la decisión de apoyar el aborto. Esta declaración fue reacción a la decisión del Consejo Internacional de Amnistía de defender el derecho al aborto de las mujeres en los casos de violación, riesgo para la salud de la madre e incesto. 
Como respuesta al Estado Vaticano, Amnistía Internacional publicó una declaración dónde recordó que la organización no recibe apoyo económico del Estado Vaticano ni de ningún otro estado para la realización de sus tareas de investigación, denuncia y campañas en defensa de los derechos humanos, además añadió que:
"La política de Amnistía Internacional sobre derechos sexuales y reproductivos no promueve el aborto como derecho universal, y la organización guarda silencio sobre la bondad o maldad del aborto."






No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada